Inicio Catalunya Ramón Cotarelo: 'para impedir la investidura tendrán que invadir el Palamento y cerrarlo'

Ramón Cotarelo: 'para impedir la investidura tendrán que invadir el Palamento y cerrarlo' PDF Imprimir E-mail
Pere Cardús   
Lunes, 29 de Enero de 2018 18:51

Entrevista al catedrático de ciencia política e intelectual español sobre la batalla de la investidura y la fortaleza del independentismo

El lío creado en España sobre la investidura de Carles Puigdemont es antológico. El Consejo de Estado diciendo al gobierno español que no tiene razón de presentar una petición de impugnación contra el pleno del próximo martes. El TC dividido sobre el recurso que igualmente presenta Rajoy, empujado por Sáenz de Santamaría. Y los medios de comunicación tirándose los trastos a la cabeza porque no ven la manera de frenar la decisión de la mayoría parlamentaria independentista. Hablamos con un observador punzante de la corte del régimen del 78, Ramón Cotarelo , que no se muerde la lengua a la hora de analizar el panorama que ha dejado la aplicación del 155, las elecciones del 21 de diciembre y la victoria independentista. Comenzamos la conversación con fuerza. Abróchense el cinturón.

¿Qué pasa entre el Consejo de Estado español, Sáenz de Santamaría y los medios españoles? ¿No se acaban de poner de acuerdo?
-Pasa que continúa en funcionamiento la ley del embudo de esta dictadura. Porque resulta que el informe contrario a la investidura telemática de los letrados del parlamento, que no es vinculante, lo debería hacer imposible; y el informe contrario del Consejo de Estado, que tampoco es vinculante, al gobierno le da igual. Es decir, pura ley del embudo. Esto de entrada. En segundo lugar, ¿qué es el Consejo de Estado? ¡Es un merendero suyo! Está presidido por Romay Beccaría, que fue ministro del PP, cuñado o yerno de Fraga... Es un lugar lleno de carcas y reaccionarios.

Y estos avisan que no hay base para a impugnar previamente la investidura...
-Si estos ya dicen al gobierno que esto que quiere hacer no tiene ninguna base, la cosa es más clara que el agua. Pero el gobierno está acostumbrado a que los órganos del Estado le obedezcan. Literalmente. El Consejo de Estado se ha sublevado porque no tiene nada que perder. Pero confían en que los del Tribunal Constitucional les den la razón. ¿Por qué? Por la ley del embudo. Estos individuos dicen que hay que hacer caso a la justicia, pero ellos la manipulan como les apetece. Ponen y quitan jueces, los promueven... ¿Es así o no? Yo ya no hablo del Estado español, hablo de la dictadura española.

¿Por qué?
-Porque esto es una dictadura unipersonal y un capricho arbitrario de un tipo y de la señora que tiene al lado, que es veneno puro. La situación es ridícula. Si el TC da la razón a la tontería ésta que quieren hacer, reafirmará su condición de consejo al servicio del gobierno. De recadero del gobierno. Porque ni el tribunal ni el gobierno ni nadie puede impedir una investidura sin razón legal alguna para hacerlo. No hay ninguna norma que impida que un presidente pueda ser investido telemáticamente. Ninguna. El gobierno no tiene inconveniente en seguir haciendo el ridículo y que manifestarse como lo que es, fascista. Franquistas fascistas.

¿Por qué quieren evitar a toda costa la investidura de Puigdemont?
-Quieren que el trabajo sucio lo hagan los demás. El Consejo de Estado, el Tribunal Constitucional, los del Tribunal Supremo, que aún son más serviles que los del Constitucional... Pero no les quedará más remedio que tomar la decisión y asumirla. ¿Y la decisión cuál será? ¿Cómo lo harán para impedir la investidura telemática? Deberán invadir el parlamento. Deberán suprimirlo. Cerrarlo.

- ¿Ocupar el parlamento?
-Ya lo dijo Rajoy. Ya lo dijo hace cuatro o cinco días: 'Un 155 más duro y más largo'. Y esto quiere decir vetar las decisiones del parlamento, intervenir TV3 y el sistema educativo. Van a corto plazo, a medio y largo. ¿Pero a corto, medio y largo plazo de qué? De la dictadura. Que ya existe. Además, con el aplauso de una oposición aún más servil que los medios de comunicación que están a su servicio. Cuando digo oposición servil, quiero decir toda. No solo el PSOE. También Podemos. Que quede claro. Con la boca pequeña y haciendo ver que no, pero ya apoyan al 155. Que es el arma de la dictadura. El arma de la dictadura. Es esto el 155. Cuando estos individuos dicen que hay que acatar la ley, quieren decir que hay que acatar su voluntad. En España no hay ley.

- ¿Hay una ley diferente para los catalanes?
-Hay el 155, que es la suspensión de la ley. Y esta gente llaman ley a la suspensión de la ley. Y ahora tenemos que el rey decide ir a hacer el ridículo a Davos. Porque es eso lo que hace, el ridículo. Díganme: ¿qué sentido tiene ir a Davos decir que España es un estado de derecho? ¡El hecho de tener que decirlo ya demuestra que no lo es! Este tío, además de ser un borbón, es imbécil! Pero hay que ser aún más imbécil para decir a la gente que está en un estado de derecho cuando está en vigor una norma que lo suspende. Miren, es evidente que el país no se merece un gobernante como Rajoy, pero es que tampoco se merece un rey como este. Es que son igual de idiotas.

Cuando convocaron elecciones, ¿realmente pensaban que las podrían ganar?
-Creo que tenían la esperanza de ganar porque ellos no se rigen, en mi modesta opinión, por criterios normales como hacemos los demás. Los sondeos, las encuestas, la opinión ... No. Ellos funcionan por criterios de clase. Desde su punto de vista, las clases populares sólo pueden obedecer su mandato. Entonces, convocan las elecciones para ganarlas. No es una convocatoria, es una orden. Cuando la señora Cospedal dice que han convocado las elecciones para que gane el bloque constitucionalista, está dando una orden. Para ellos, las clases populares deben estar a disposición de sus caprichos.

Como los referéndums de Franco.
-Exacto. Naturalmente. Pero sin tener todo el control de la situación como tenía Franco. A este grupo se le escapan grietas e intersticios. No les queda más remedio que admitir que la gente puede votar en contra de la voluntad de los que mandan.

- ¿Y qué pasará esta semana?
-Ellos tienen la pelota en el tejado. De momento, la cosa que han montado es el habitual circo fanfarrón de los españoles. 'Ocuparemos todas las fronteras por tierra, mar y aire', dice este burro tonto que hace de ministro del Interior. Esta gente se va superando en cada cambio. El anterior ministro del ramo ya era un psicópata. Pero este ya es indescriptible. ¡Que escudriña los maleteros de los coches! Pero, a ver, señor: su intención, ¿cuál es? La dictadura se caracteriza por la indefinición, la inseguridad y la incertidumbre sobre qué puede pasar. Y, en este momento, esto también afecta a los jueces. ¿Alguien puede decirme cuáles son los derechos políticos del señor Junqueras que están restringidos y cuáles no? ¿Cuál es la situación jurídica de los presos en relación con sus derechos? No lo sabemos. Porque depende del capricho de un juez que, según cómo se levante y qué desayune ese día tomará una decisión u otra.

- ¿Habla de la arbitrariedad y la incertidumbre jurídica?
-Exactamente. En el caso de la investidura pasa eso mismo. ¿Pueden explicar cuál es su objetivo? Sólo puede haber dos razones para este despliegue por tierra, mar y aire, que dice este tonto. Una: impedir la entrada de Puigdemont en la frontera. Y dos: detenerlo. La primera no es practicable. ¿Qué quiere decir que usted no deja entrar a un ciudadano español en territorio español? ¿De acuerdo con qué ley?

Hay una orden de detención vigente en el Estado español contra Puigdemont.
-¡Ah! ¿Entonces, se hace este despliegue para detenerlo? Y si es eso, ¿no le parece que puede enviar una pareja de guardias civiles al parlamento, detenerlo allí y nos ahorramos este despliegue? El objetivo no puede ser impedirle la entrada en España, a lo que no tienen derecho. Sea quien sea el ministro, por mucho que haya una orden de detención, ¡nadie puede negar la entrada en el territorio español a un español! Es que eso sería el colmo. '¡Usted no entra en su país porque a mí no me da la gana!' ¡No jodamos! Y si el objetivo es cumplir una orden judicial de detención, basta con presentarse en el parlamento. Si Puigdemont vuelve, irá al parlamento, ¿verdad?

Deben pensar que el parlamento tendrán dificultades para a detenerlo...
-Y como resulta que ellos piensan que el Parlamento habrá demasiada gente, ¿nos tenemos que gastar otros setenta millones para este desarrollo? ¿Es que no ven, es que son unos cretinos? ¿Es que no ven, que son completamente idiotas? Bueno, ¡además de ser unos franquistas, por supuesto! ¿Qué pasará? No lo sabemos. Dependerá de hasta dónde estará dispuesta a hacer uso de la violencia, esta trepa. ¿Cómo pueden salir? Ocupando el parlamento. Cerrándolo. Llevándose la gente en prisión una vez más. Naturalmente! Utilizando la fuerza bruta. Como cualquier dictadura. Esto es una dictadura. ¿Qué más hace falta para verlo?

- ¿Puigdemont debe volver o debe quedarse en Bruselas?
-Si hay el más mínimo indicio de que Puigdemont puede ser detenido, que se quede allí. Porque quieren eso. Lo quieren pasear encima de un burro cubierto de alquitrán. Son así. Son bárbaros. Quieren hacer un escarmiento. Quieren acojonar a la gente. Quieren asustar a los dos millones y pico. Quieren humillar a Puigdemont. Su política es la humillación. Es insulto, humillación. 'Qué cobarde...' Siempre es así. Todos estos perros de la prensa que ladran a las órdenes del gobierno, todos hacen igual.

- ¿Testosterona?
-Claro. Testosterona, abuso... Porque la testosterona, cuando te puedes llevar una bofetada, es más escasa. ¿Verdad? La testosterona es mayor cuando son seis animales pegando a una viejecita. Pero -¡ja ja!- no siempre es así, ¿verdad? ¿Qué se puede hacer? Si hay riesgo de que Puigdemont sea detenido, yo no iría al parlamento. Haría la investidura telemática. Claro. Tiene todo el derecho del mundo.

Y luego la suspende el Tribunal Constitucional y no se puede formar gobierno ni gobernar...

-¿Que suspende qué?

- La investidura.
-De acuerdo. De acuerdo. Entonces, con la suspensión del Tribunal Constitucional nos reunimos y decidimos qué hacemos. Pero primero, que lo hagan. Primero quiero ver los fundamentos jurídicos de la suspensión. Porque ya he visto los fundamentos jurídicos de los autos del Llanera, o Llerana, o como se llame este señor. Que son de hacer reír. Son como Roberto Alcázar y Pedrín. Ahora quiero ver los del Constitucional. Y cuando pase, si es que ocurre, si es que pasa... Porque, ¿sobre qué base legal suspenderá la investidura? ¿Sobre qué soporte legal? ¿Qué precepto invocará? ¿El capricho del gobierno?

- ¿Una interpretación sesgada del reglamento del parlamento?
-Del reglamento del parlamento, no se deriva que esté prohibida la investidura telemática. Para poder castigar un hecho, ¡debe estar taxativamente prohibido, amigo! Para poder suspender o prohibir nada, debes tener una norma o una ley que taxativamente lo prohíba. Algo que no está prohibido está permitido.

Habla del principio de una democracia liberal...

-Sí. Es un fundamento esencial de las democracias liberales. Claro. Quiero ver qué dice el Tribunal Constitucional para prohibir. Y una vez lo veamos, actuaremos en consecuencia. Ya lo veremos.

En la mayoría independentista hay voces que dicen que la prioridad es recuperar la institución y gobernar desde el primer minuto. ¿Qué opina?
-¿Que esta es la prioridad? Por supuesto. ¿Pero esto qué quiere decir, que al ser la prioridad aceptamos la prohibición preventiva y damos por hecho que hay que investir a un tercero? Si es eso, se estará haciendo la cosa que quiere el gobierno español. Y no. ¡No! Estoy de acuerdo que hay que recuperar las instituciones y la República debe empezar a funcionar. Estoy de acuerdo. Pero debe comenzar a funcionar como es debido. Con su gobierno legítimo y su presidente legítimo. Y si no es así, debe haber una causa de fuerza mayor que lo explique. No puede ser que la causa sea mi miedo de la posibilidad de esta causa. No, no... Forzarles a suspenderlo. No me diga que como lo acabarán suspendiendo, aceptamos de antemano la suspensión. No. Esto no es inteligente. ¿Qué se quiere evitar? ¿Un retraso de unos días? ¡Esto no es nada! No se debe aceptar ninguna prohibición que no esté formulada expresamente por escrito. Para poder recurrirla. Si se acepta la imposición sin que haya un papel escrito que se pueda recurrir, luego no se podrá hacer nada.

Se habrá cedido al chantaje...

-Claro.

- ¿Cree que estamos en una situación de empate?
-Yo no veo un empate. El independentismo ganará siempre que mantengamos la unidad. Mire, no debemos hablar sólo del gobierno, hay que hablar del bloque del 155, que da apoyo a la política de represión y de ocupación militar, porque la Guardia Civil es un cuerpo militar. Este bloque está formado por el PP, el PSOE y Ciudadanos, que son tres cuartas partes del congreso español y que no llega -¡ja, ja, ja!- ni a la mayoría simple del Parlamento de Cataluña. Esta es su debilidad. Y el punto fuerte del independentismo es la unidad. Es lo que ellos atacan sistemáticamente. Si lee El País, es raro el día que no anuncia un choque terrible entre el PDECat y ERC. Y no sé qué... y no sé cuántos... Tratan de atacar el punto fuerte del independentismo, que es la unidad. Mientras haya unidad, ganamos.

Con todo, contamos más de cien días de prisión de Jordi Cuixart y Jordi Sánchez, unos cuantos menos de Junqueras y Forn... eso no parece que pueda acabar bien.
-A ver, es que no está bien. El problema ya no es como acabará. Es que no está bien ya de entrada. Esta es una medida arbitraria conocida toda la historia de este país desgraciado como la 'justicia de Peralvillo'. Que es la justicia española: primero se ejecuta el reo y luego se instruye la causa. Esto hacen. Han secuestrado pseudolegalmente a unos ciudadanos. Porque aún no pesa ninguna acusación contra ellos. Todavía es peor: se inventan los delitos. ¿Esto no puede acabar bien? No, no... Es que no está bien ahora. Cualquier forma de terminarlo, quizá sea mejor. Lo único que se puede hacer de manera sensata es levantar las acusaciones. Y retirar todas las acciones represivas. También estos embargos del patrimonio de Mas y los exconsejeros. Que de eso, se habla menos que de la cárcel y el exilio, pero que es tan vergonzoso o más aún.

- ¿Más que la cárcel?
-Sí. Porque con la cárcel se castiga al supuesto acusado, mientras que con el embargo del patrimonio castigas el supuesto acusado, su familia y su descendencia. Esto se debe retirar inmediatamente. Y si hubiera una oposición decente en España, si el PSOE no fuera un partido vendido literalmente al franquismo, empezaría a propiciar una petición de rendición de cuentas a la judicatura. Claro que sí. Aquí hay un presunto delito de prevaricación de varios jueces por obediencia a las consignas políticas del gobierno.

Centra toda la crítica e el bloque monárquico. ¿Qué le falta, al independentismo, para poder culminar su proyecto?
-Nada. Que dejen de obstaculizarlo de esta manera injusta, tiránica y dictatorial. No le falta nada. El independentismo ganó limpiamente unas elecciones. Tiene una mayoría absoluta en el parlamento. El parlamento debe ser soberano. Y en consecuencia, no le falta nada. Sólo mantener la simpatía del parlamento. No sé si es cierto, pero he leído que Puigdemont, que es un hombre bueno, ofrece la posibilidad de un nuevo referéndum. Muy bien. Sí. Es razonable. Entendido... En caso de que fuera aceptado y controlado internacionalmente, y todas las partes se comprometieran con su carácter vinculante, fantástico. Pero no se trata de si falta algo al independentismo. Ya ha hecho lo que tenía que hacer para conseguir su propósito. Ahora sólo hay que asegurar el apoyo y que no disminuyan los votantes independentistas. Eso es todo.

Por ejemplo, a escala internacional no se ha conseguido de abrir resquicio en la Unión Europea...
-¿Me permite una observación? Porque esta es una queja que se hace a menudo. Que Europa no se mueve... Que no alzan la voz a favor nuestro... Una queja muy amarga. De acuerdo. Ahora imagine que no estuviéramos en esta Europa que no se mueve. ¿Qué habría pasado? Pues que ya habrían bombardeado Barcelona. ¿No le parece?

Posiblemente...

-Pues no es necesario que Europa se mueva. Basta con que esté. Con esto ya hemos ganado que no puedan cometer las atrocidades y barbaridades que están dispuestos a cometer. Hay que matizar este argumento sobre el papel de Europa. ¡Paciencia, ciudadano, paciencia! De momento, hemos conseguido que no nos hayan cascado. Y eso lo tenemos que agradecer a los europeos. Porque si fuera por esta tropa, el 'A por ellos' se habría convertido en algo mucho peor. La cuestión internacional se va haciendo bien. La internacionalización que ha conseguido Puigdemont ha sido ganado. ¡Bestial! Ha dejado el gobierno español con el culo al aire. Su liderazgo se ha fortalecido mucho. Tiene una potencia mediática y propagandística tremenda. Ha legitimado la causa catalana. Ha puesto Cataluña en el mapa a los ojos del mundo entero. ¿Qué desea pedir a los mandatarios europeos? ¡Si Europea es un club de estados! Y una cosa es lo que dicen en público, pero en privado dicen una cosa distinta.

- Así, ¿la República y su reconocimiento son una cuestión de tiempo sin necesidad de hacer nuevas hojas de ruta?
Todo es cuestión de tiempo en la vida. Incluso que estemos aquí nosotros dos tan gratamente. Claro. No es necesario inventar otra hoja de ruta. Hay que seguir por el camino que hemos seguido. La iniciativa política la marca el independentismo. Siempre ha sido así. Esta es la clave. Aquella tropa no tiene ninguna iniciativa política. No tienen nada de nada. No tenían ni idea de qué pasaba en Cataluña. Y siguen sin entenderlo. Ya veremos qué forma tomará la iniciativa política independentista. Pero conociendo a Puigdemont como lo conocemos, se puede esperar cualquier cosa. Porque es un hombre con una cantidad sorprendente de recursos. Dicho de otro modo, si no fuera por Puigdemont, no habría habido 1 de octubre. Hay que confiar en él.

Y si España reacciona con un nuevo 155, ¿habrá que responder de manera diferente?
-Por supuesto. Pero no me atrevo a decir cuál debe ser. Esto es una decisión de la gente. Pero la gente que se encaró a diez mil antidisturbios armados hasta los dientes dispuestos a zurrar hasta a su madre, la gente que hizo frente a la barbarie el 1 de octubre y que luego hizo la huelga del día 3 y que se presentó en Bruselas el 7 de diciembre, esta gente tiene mucho valor. Y todo lo que haga esta gente, de acuerdo con las instituciones, las entidades y todo el movimiento, seguro que estará bien hecho. Si alguien tenía la esperanza de que todo esto se desinflara, ya la ha perdido. Aquí no se desinfla nada.

VILAWEB